Agua

Piscinas

Muchos bañistas se quejan del extraño sabor y olor de agua que ha sido tratada quimicamente. Esto ocurre porque durante la cloración surgen derivados de productos para desinfección, como por ej. las cloraminas (cloro combinado) y el trihalógeno metano, y cuyo efecto causador de cáncer ha sido comprobado. Las cloraminas también aceleran el envejecimiento de los materiales que se usan dentro y alrededor de las piscinas.

En balnearios particulares, piscinas monolíticas y en circunstancias favorables, el tratamiento del agua con desinfección UV actua casi sin la ayuda de productos químicos (aprox. un 15% del consumo habitual). El procedimiento UV reduce de forma eficiente el fenómeno de los "ojos colorados", bien como el típico olor a piscina causado por las cloraminas.
Una ventaja adicional y relacionada con el alto precio del agua se refiere a la reutilización del agua de recirculación, como por ej. en labores de jardinería. Una elevada dosis de UVC garantiza una desinfección segura.
Cuando el equipo UV es instalado después del filtro en el sistema de recirculación, el agua estará repetidamente expuesta a la fuente UVC. Este procedimiento físico desactiva los microorganismos del agua sin la ayuda de productos químicos y sin alterar las características del agua. La aparición de productos reactivos perjudiciales a la salud se vuelve imposible.

Se suministran listos para conectar, con su cable de conexión y enchufe de seguridad.
Los equipos son dimensionados para una dosis de radiación de 400 J/m²

Todas las unidades pueden ser equipadas con monitoreo de las horas de servicio y/o intensidad de la radiación UVC.

Mayores informaciones y dimensiones podrán ser encontradas en la correspondiente hoja de datos.

DOWNLOAD PURION®-Documentos